lunes, 25 de junio de 2012

Táctica y estrategia.


¡Esa Josefina es una perra y yo ahora mismo le arranco la vida!, declara la Rosa, abandonando el dormitorio conyugal escopeta en ristre, al comienzo de una tarde que la lleva a recorrer las calles del pueblo entero, reclamando a gritos a la mujer objeto de su rabia asesina, mientras otras vecinas —esposas engañadas o suspicaces o sencillamente aburridas—, se unen a la procesión, en un merodear vengativo al que pondrá fin la Guardia Civil en cincuenta y cinco minutos exactos.
La aludida no osará comparecer ante la justa cólera de las vecinas, tal vez porque sólo quince segundos más tarde del estallido de la Rosa, sale de debajo de la cama de matrimonio y pregunta, con toda inocencia, si tienen tiempo para uno rápido.

Safe Creative #1206251864586

5 comentarios:

Pablo Gonz dijo...

¡Chapeau, Don Fernando! Vamos distrayendo al personal y zapatazo delicado en la frente. Un microrrelato con pleno sentido.
Abrazo fuerte,
P

Iván Teruel dijo...

Soy poco original y te copio lo que ya te he puesto en el feisbuss:

"Fantástico. Realmente fantástico. Una pieza de muchos quilates, sí señor. Por lo trabajado del lenguaje, por esa cadencia in crescendo que contribuye de manera decisiva al incremento de la tensión, por el golpe genial del cierre, que rebaja de un plumazo toda la carga dramática de la historia volviendo a la escena con la que se empieza el micro. Circular, intenso, muy bien escrito. Enhorabuena, Fernando".

Y añado: un placer dejar mi huella por aquí, lugar por el que había pasado varias veces sin detenerme demasiado.

Un saludo.

PULGACROFT dijo...

jajaja muy bueno. Me ha gustado mucho.
;)

Yunuén Rodríguez dijo...

Jajaja, noooh, si lo pregunta de verdad es que se la tiran por ingenua más que por lujuriosa, yo correría por mis huesos.

Pd. Me encanta el hecho de agregarse mujeres a la pesquiza, le da un toque terrorífico.

Fernando Remitente. dijo...

Siempre se dice que la venganza es un plato que se sirve mejor frío. La rabia homicida sólo es útil cuando su destinatario/a está delante. Planifiquen sus actos criminales, amigos y amigas; les resultarán mejor.

Un saludo. Y gracias por pasar por aquí.