jueves, 10 de mayo de 2012

Pedigree


Ramiro Patas nació del revés, sietemesino y de un azul intenso. Cálculos erróneos en su código genético le llevaron a crecer con una pierna más larga que otra y la articulación del hombro inversa, de tal modo que su brazo parece colgar más que estar sujeto.
Su perro, un cachorro de Golden Retriever puro, le observa con asco.

Safe Creative #1205101618591 

El cuento de hoy va dedicado a CincoHocicos.
CincoHocicos es una asociación sin ánimo de lucro de reciente creación, que se dedicada a fomentar la educación en el trato a los animales, haciendo especial hincapié en el problema del abandono de mascotas.

No se lo van a creer, pero resulta que cuando un perro o un gato no son de raza tienen muchas más posibilidades de ser abandonados. Ellos o sus cachorros. Tan absurdo como que nuestras mascotas nos despreciaran por nuestro color. Como si nos tuvieran mayor o menor aprecio por nuestro valor económico.

CincoHocicos también se dedica a la terapia con animales destinada a personas necesitadas o enfermas y recoge donativos para ese fin. Anímense a donar algo: pueden estar bien seguros de que los coterapeutas caninos no le darán mayor importancia a que sean ustedes viejos, estén enfermos, tengan la piel de cuatro colores o se les caiga la baba.

(Click en la imgen para donar). 

4 comentarios:

Kayla dijo...

Me alegra comprobar que eres una persona solidaria.

Hay personas que parecen animales y animales que parecen personas.

Es triste lo primero e increíble lo segundo.

Un beso solidario ( o dos).

Fernando Remitente. dijo...

Muy solidario tampoco creas que soy, sólo que hay cosas que se me escapan. No sé si la comparación es muy afortunada, Kayla. Los animales no se merecen que los comparen con nosotros.

Un saludo.

Yunuén Rodríguez dijo...

Me gustó mucho, logró engañarme, luego hacerme sentir repulsión y al fin avergonzarme por ser tan insensible. ¡Brillante!

Fernando Remitente. dijo...

Me alegro de que te haya provocado tantos sentimientos encontrados, Yunuén.

Un saludo.